CONCEPTO DE FAMILIA

  • CONCEPTO DE FAMILIA

    UNIDAD 2: PERSONA Y FAMILIA

    Capítulo 2.1: Concepto de familia1


    Algunos autores han optado por considerar a la familia como un conjunto de personas que conviven bajo el mismo techo, organizadas en roles fijos (padre, madre, hermanos, etc.) con vínculos consanguíneos o no, con un modo de existencia económico y social comunes, con sentimientos afectivos que los unen y aglutinan.

    De todas formas, también se ha dicho que existen las familias de afinidad o elección, personas con o sin vínculos legales o de sangre, que se sienten muy unidas entre sí y desean autodefinirse como familia.

    Se pueden diferenciar diversas etapas dentro del núcleo familiar: nacimiento, crecimiento, multiplicación, decadencia y trascendencia, esto es, el ciclo vital de la vida familiar.

    Es posible atribuírsele una finalidad primaria: generar nuevos individuos a la sociedad.

    Lo cierto es que coexisten múltiples definiciones de diversas disciplinas (derecho, sociología) y autores. Nuestro Derecho optó por no establecer un concepto de familia sin perjuicio de que del recorrido de la normativa surgen dos elementos clave: convivencia y vínculos jurídicos.

    La institución núcleo familiar es constante en todos los tiempos y todas las culturas...con transcurrir eminentemente dinámico, con finalidad de crecimiento y multiplicación. El planteo es siempre prospectivo y perspectivo a través de una dinámica compleja y proyectada evolutivamente hacia el porvenir a través de su capacidad de adaptación a cada presente. Así este conjunto funcionante se convierte en un organismo que como tal hace, crece, madura y muere pero perpetuándose en nuevos brotes en el infinito proceso de la vida.”2

    ¿Estructuras familiares?

    Los modelos son meras construcciones conceptuales útiles para la aprehensión de fenómenos sociales.

    Se puede trabajar sobre dos extremos teóricos: familias piramidales y circulares. El criterio de clasificación es la distribución de poder o autoridad entre los miembros del núcleo familiar en el caso concreto.

    En este tipo de estructura priman los modelos autocráticos de poder, el padre (patriarcal) o madre (matriarcal) está colocado/a en la cima de una pirámide. Por debajo, en un segundo estrato, se encuentra el otro progenitor con el rol de “brazo ejecutor” de las órdenes emanadas de arriba y vehículo de las necesidades de los hijos.

    En cambio, en el modelo circular, la autoridad y el poder se han diluido y son ejercidos por el acuerdo de todo el núcleo. Cualquiera de sus integrantes puede ser el iniciador de conductas familiares.

    Los modelos, se reitera, son eso, modelos. Sirven para conceptualizar fenómenos complejos. Son teóricos y extremos. Cada dinámica familiar podrá ubicarse, de acuerdo a sus características particulares, más cerca de uno o de otro, inclusive, podrá variar en el tiempo por distintas razones. Es más, los modelos, en ocasiones, nos limitan o “quedan cortos”. Pues ni los niños en una familia – en sentido sociológico – tienen porqué ser necesariamente hijos de quienes velan por su cuidado (adopción, tutela o uno de los integrantes de la relación afectiva matrimonial o concubinaria no es familiar directo, entre otros casos) ni sus progenitores constituirán necesariamente una unión heterosexual.

    Habrá familias nucleares (padre, madre, hijos); familias ensambladas (hijos de anteriores relaciones); familias binarias (matrimonio o concubinato sin descendencia); familias monoparentales (un solo progenitor); entre otras.

    ---------------------------------------------------

    1 Extraído de: http://www.iin.oea.org/Cursos_a_distancia/Lectura%2012_UT_1.PDF 14/2/2010 23 horas.

    2 Instituto Interamericano del Niño, Niña y Adolescente: http://www.iin.oea.org/Cursos_a_distancia/Lectura%2012_UT_1.PDF 14/2/2010 22.30 horas.